Category Archives: La hija del clérigo

Dorothy en el país de las injusticias

Leed, ahogaros con Dorothy, agobiaros como ella, porque sólo así… la huída será más dulce. Orwell nos ahorra el relato de la heroína que escapa de su agobiante situación, Dorothy se despierta, directamente, en otro lugar. “¡Pues claro, he perdido

Dorothy en el país de las injusticias

Leed, ahogaros con Dorothy, agobiaros como ella, porque sólo así… la huída será más dulce. Orwell nos ahorra el relato de la heroína que escapa de su agobiante situación, Dorothy se despierta, directamente, en otro lugar. “¡Pues claro, he perdido

¡UN DESASTRE! ¡ESTA NOVELA ES UN DESASTRE!

¡Un desastre!, ¡está novela es un desastre!: Tengo entendido que eso es lo que opinaba Orwell de esta novela. Me lo imagino frunciendo el ceño y diciendo "mmm… sí, pero no". Porque es cierto que las piezas encajan a duras

¡UN DESASTRE! ¡ESTA NOVELA ES UN DESASTRE!

¡Un desastre!, ¡está novela es un desastre!: Tengo entendido que eso es lo que opinaba Orwell de esta novela. Me lo imagino frunciendo el ceño y diciendo "mmm… sí, pero no". Porque es cierto que las piezas encajan a duras