Y EN ABRIL Nunca me abandones de Kazuo Ishiguro

Para atreverme a dinamizar la lectura de abril, y no siendo una gran lectora, ni experta filóloga, ni habiendo buscado nunca la excelencia :-), me he planteado dar una vuelta por las estanterías de mi memoria, para ver qué novelas encuentro ya leídas.

Las que he encontrado disponibles no han aparecido, sin embargo, en el archivo textual del cerebro, si es que tal existe, si no en la punzada rápida del sentimiento y las sensaciones, que no sé en qué fundamento de mi biología se acumulan.

He probado a narrarme la historia de los últimos títulos leídos para ver qué podía contar en la Literaria. La que mejor me sale es la que más he sentido. Las demás hubiera tenido que releerlas.

De “Nunca me abandones” de Ishiguro recuerdo la camaradería de la amistad adolescente, la niebla de la incertidumbre frente al futuro que no has construido, ni sientes propio, porque estaba ya diseñado y no sabías muy bien por quién y con qué intención, la frustación del impulso cuando intuyes que estás condenado a repetir la historia, el dolor de la confianza juvenil traicionada y, el consuelo y la compasión del amor, que ayudan a digerir lo que crees que es tu destino.

Pero recuerdo también los paisajes de Ishiguro, como si en ellos hubiera pasado parte de mi adolescencia. Recuerdo incluso algunas calles, las pocas que salen en la novela, en las que los jóvenes van buscando la solución al misterio, al secreto de sus vidas, intuyendo, no obstante, que nada cambiaría.

En las novelas que he leído de Ishiguro hay , sí, realismo, pero también análisis de sistemas, de grupos, de personas que entran en crisis y se encuentran en la encrucijada y ante difíciles elecciones que, o los someterán a su destino, o los liberarán para siempre, si es que eso fuera posible. Pero… lo es? Hay escapatoria?

Ishiguro, quizás por su origen oriental describe un sistema social imaginario con maestría zen en el que se respira la calma de la estabilidad antes de la crisis, pero…¿ será, como los personajes de la novela, una crisis estéril?

Esta es, quizás, la estabilidad crítica que describen los físicos (criticalidad organizada) , según la cual hay sistemas, sociales, naturales, económicos, que parecen mantenerse siempre al borde del caos en un intento permanente de pervivencia que puede frustar el cambio radical aunque permitiendo ligeras modificaciones que mantienen la organización original.

Y…¿Hablamos de una época del futuro? Al menos debe de ser una en la que se verifiquen ciertos avances biotecnológicos y se hayan tomado decisiones sociales cuyo núcleo central sea la bioética. Pero…¿no es eso posible desde que la humanidad hace de la técnica su naturaleza? Hablamos por lo tanto de cualquier tiempo aunque ubiquemos la historia en un futuro no muy lejano

Y…Esta novela narra una utopia o una distopia? Vamos a discutirlo en abril :-!

Agárrense pues las entrañas, porque la narración es tan dulce y tranquila como turbadora. Los paisajes y ambientes que describe son tan naturales como letales, la verde campiña del internado Hailsam donde crecen los adolescentes y los folcloricos cottages donde terminan su educación, tan limpios como sobrecogedores.

————————————————————————————————————————-
Ishiguro nace en Japón y se traslada al Reino Unido con seis años. Educado y consagrado como escritor en lengua inglesa…

¿Cómo es posible que en una traducción en castellano se consigan estas sensaciones que comento, que recuerdo intensamente, compartidas con un escritor en lengua inglesa? Justo Navarro en la recopilación de cuentos de Scott Fitzgerald que Enrique nos ha propuesto ha utilizado estas palabras para decir lo que quiero: “Traducir es tomar unas palabras y convertirlas en palabras absolutamente distintas que prodigiosamente han de decir lo mismo que las primeras”.

El traductor de Nunca me abandones para Anagrama es Jesús Zulaika

Ishiguro es muy conocido por su novela Los restos del día , pero seguro que más por la película Lo que queda del día dirigida por James Ivory 🙂 Además, “en breves”, podremos a la par que charlamos sobre el libro, disfrutar o no, con la película del mismo título Nunca me abandones ( enlace vía Francisca Pulgar)

Podéis encontrar varia biografías de Ishiguro en la red
http://www.biografiasyvidas.com/biografia/i/ishiguro.htm
http://es.wikipedia.org/wiki/Kazuo_Ishiguro

Y aquí una buena reseña del libro que no hace mucho hizo Karmele Aguayo para Colabora en red “Nunca me abandones” de Kazuo Ishiguro

—————————————————————————————————————————-

Durante las semanas de abril, aguas mil, lanzaré las siguientes propuestas para comentar la novela
1. Buena educación 2.El secretro 3.Un mundo feliz 4. El consuelo del amor

Hasta la primera semana de abril! 🙂

31 comments

  1. fvernalte

    Idoia, lo bueno de la colaboración es juntar ideas y personas diferentes, y generar el desde ese contraste, se amplía la perspectiva y los puntos de vista y de esa forma todos ganamos. Creo que has propuesto una excelente novela y para no ser experta, ni filóloga, ni etc. la presentación es muy buena. Seguro que la discusión de abril también lo será:-)

  2. idoiallano

    Hola Francisca:-) Mira además lo que dice uno de mis empresarios favoritos, Peter Mayer el editor de Pingüin: “Siempre habrá quien busque la excelencia, ¿pero cómo identificas dónde está?” http://www.elpais.com/articulo/reportajes/Editar/cuestion/instinto/elpepusocdmg/20110306elpdmgrep_10/Tes
    Así que de todo tiene que haber, y muchas veces más que la excelencia lo bueno que encontramos, como al genial Ishiguro, es más por otras cuestiones diferentes:-)

  3. De Ishiguro me enamoré tras leer “Los restos del día” (en inglés, para un curso de literatura inglesa en la Universidad) y algunos cuentos magistrales, que creo que no se han llegado a publicar en español.
    Reconozco que “Cuando fuimos huérfanos” fue para mí una desilusión, ¡tenía tantas esperanzas puestas en él!.
    A pesar de eso, como The Remains of the Day me había gustado tanto, le di otra oportunidad con “Nunca me abandones”.
    Me gustó mucho, aunque es una novela de esas cuya lectura provoca escalofríos de terror, porque lo que allí pasa no está tan lejos de las fronteras éticas por las que transitamos últimamente.
    Me interesa muchísimo el debate que puede generar esta novela y que va mucho más allá de la literatura… hablaremos de la vida, de cómo deseamos que sea y de en qué queremos convertirnos. También hablaremos de la muerte, estoy segura. Y del amor. Perdón, del AMOR, con mayúsculas…
    Enhorabuena por la elección, Idoia, vamos a disfrutar mucho, no tengo la menor duda…

  4. A mí también me parece una estupenda elección. Es el empujón que me faltaba para atreverme con ese libro, que por su argumento me interesaba mucho pero al que me resistía por la decepción que supuso también para mí ‘Cuando fuimos huérfanos’. Ahora llega en el momento perfecto: leerlo con vosotros, editado en bolsillo e instantes antes de que la película lo estropee. Gracias, Idoia. Nos vemos en abril.

  5. fvernalte

    Crítica sobre la película:
    “Una película interesantísima aunque, eso sí, demasiado fría, sobre todo teniendo en cuenta que se está priorizando el sentimiento de desesperanza en perjuicio de la reflexión expositiva sobre las características de una sociedad enmarcada en un futuro alternativo, y que todos los elementos formales y narrativos de la película (música de cuerda y tonalidad romántica; paisajes campestres; triángulo amoroso) deberían confluir, y no lo consiguen del todo, en una explosión de emociones”.

    http://www.elpais.com/articulo/cine/Romance/ciencia/ficcion/elpepuculcin/20110318elpepicin_12/Tes

  6. Karmele Aguayo

    ¿Has visto ya la película Francisca? Yo espero ir este próximo fin de semana. Por el trailer tiene pinta de explotar demasiado la historia de amor, pero también parece respetar bastante los escenarios creados por Ishiguro.

    A mi me gustó mucho este libro, seguramente porque me sorprendió, creo que es mejor leer el libro sin saber mucho de él a priori.

    De cualquier modo, me encanta la elección que has hecho Idoia, y tu reseña también, te sobra humildad. Has hecho un analísis que el autor debería leer!!!

    • idoiallano

      Jo:-) Gracias! es que ante vuestro nivelón me he esmerado como si fuera una colegiala ante un examen…así que no es natural..pero si trabajado!
      A ver si puedo daros ocasión de mejor debate!

  7. fvernalte

    Como ya he leído el libro y por las críticas creo que es buena, la veré. En el trailer los personajes sí que dan ese aspecto de fragilidad de ser otra cosa… ya veremos, nuca mejor dicho:-)

  8. Oscar

    Este libro me inquietó. Creo que el secreto de Ishiguro es que nunca queda claro lo que está pasando y cada lector lo va reconstruyendo. Y al final, Ishiguro te demuestra lo equivocado que estabas. Merece la pena leer el libro, aunque sólo sea por llegar al final y sentir ese estremecimiento.

  9. ¡Ya he visto la película!
    No os comento nada, para que la veáis sin prejuicio ninguno… eso sí, id a verla por favor y luego me decís, a ver si coincidimos :-). El libro lo leí cuando lo publicaron y ahora lo releeré, porque recuerdo que me gustó la reflexión que hace sobre la vida, el amor, el miedo…

  10. fvernalte

    Como en abril vamos a Japón viene bien este artículo sobre “la literatura clásica y contemporánea nipona resalta la obligación individual y colectiva de resistir, de no dejarse vencer”
    http://info.elcorreo.com/territorios/articulo/reportaje/2570764/en-la-hora-del-dolor.html

    • Vale, pero en abril no vamos a Japón. No pretendáis ver eso en Ishiguro, si queréis ir allí, os propongo que leamos, por ejemplo “Después del banquete” de Mishima, “Botchan” de Soseki o incluso “Al sur de la frontera, al oeste del sol” de Murakami… Ishiguro es un escritor británico, todo lo más “mestizo”, pero es muy occidental en sus novelas, creo yo… o a lo mejor es que a mí, como me gusta la literatura japonesa y he leído bastante, me cuesta asociarlo… siempre hay cosas comunes, es sutil, es “limpio” escribiendo… pero no lo puedo leer en clave de “escritor japonés” y no os lo recomiendo. Lo digo solo porque no esperéis encontrar eso en sus novelas… quizás en sus cuentos sí haya algo, porque a veces cuenta historias de sus abuelos en Japón, pero en las novelas largas, yo no lo he visto… a lo mejor está, pero desde luego yo no lo he visto…

      • fvernalte

        Francesca, es cierto, el libro de abril no es literatura japonesa, y reconozco que mi asociación entre el tema del artículo y el libro de abril no ha sido muy acertada, pero a lo mejor en otra ocasión tocará Japón, y eso que llevamos adelantado:-)

      • Pues sí… qué nos quiten lo bailao, tienes toda la razón 😉

      • idoiallano

        Hola: Yo sí creo, sin embargo, que ha sido acertada tu elección Francisca. Juraría que Ishiguro no se siente del todo inglés y creo que lo ha declarado en más de una ocasión. Por eso en el comentario que presenta el libro me refiero a su “maestría zen” a la hora de narrar. Es un escritor con un impresionante dominio de las claves de dos culturas , una la expresa en las formas otra en los contenidos. Cuál expresa en cada una? Lo vemos en el debate:-)!
        Por esto me referí también en un comentario a Enrique citando el código de los arrozales, para ir introduciendo esta dualidad reconciliada en la literatura de Ishiguro (http://goo.gl/I8hc3 ). Yo creo al menos, que Ishiguro no quiere desprenderse de ciertos valores que le acompañan siempre en el análisis de su vivencia social occidental

      • Vaya, vaya, ya veo que se va a montar otra como la de “pavisosa”… je, je… pues qué bien, porque a mí me gusta guerrear 😉

        Así que según vosotras (y el resto, me lo estoy temiendo…) “Los restos del día” es una novela con influencia japonesa… ¡amos anda!… Ishiguro se podría llamar Smith y no se parecería menos a Mishima… en fin… ya veo que nos vamos a divertir 🙂

        Voy a disfrutar de estos últimos días con FSF, porque la que se me avecina… y luego me paso a releer eso que decís que ha escrito Enrique sobre los arrozales, que ese se va a poner de vuestra parte, lo sé… a ver si entre las nuevas incorporaciones hay suerte y aparece algún disidente como servidora, que estoy mu’ zola… 😉

      • Karmele Aguayo

        De acuerdo con Idoia otra vez, y con Francisca, y con Francesca!! Ishiguro es más británico que un plumcake, pero la esencia japonesa es innegable, el ritmo, los personajes… ¿la forma de escribir irá en el código genético? ummm… no sé!!

      • ¡Ya estamos con las sutilezas!… la esencia, la esencia… ¿eso qué es?… 😦

      • idoiallano

        Hola:-) Pues creo que el asunto va una vez más de similitudes entre culturas aparentemente irreconciliables como la british y la oriental-/japonesa. Las dos imperiales en algún momento de su historia si no aún, las dos con códigos sociales de conducta extremadamente rígidos, las dos con una fuerte presencia de las conquistas militares y las dos sintiéndose mutuamente atraídas por formas de expresión tan diferentes ( pintura, literatura, etc).
        Qué es lo que ha captado Ishiguro de esta atracción? Pues ya lo siento Francesca 😉 pero el mayordomo de los restos del día es casi un perfecto samurai 😛

  11. Juana

    Esta vez he leido el libro no hace demasiado tiempo, y es de esos que me hubiese gustado comentar con alguien.
    La película no la pienso ver, bastante desasosiego me produjo la lectura ….
    Seguiré las reflexiones con verdadero interés, esto promete.

    • El debate que se abre con este libro, va mucho más allá de lo meramente literario y, lo digo completamente en serio, tu visión añadiría un punto de vista muy interesante al tema, estoy convencida.
      La película, en mi opinión, está a la altura, de momento no digo más, pero yo de ti la vería 😉

      • Karmele Aguayo

        discrepo!! vi la película con alguien que no había leido el libro y nuestras reacciones fueron inmensamente diferentes… en el libro me planteé las preguntas, encontré respuestas… la película da respuestas a preguntas no planteadas, y plantea preguntas que debía haberse hecho el espectador… creo que hoy no me explico bien…menos mal que existen los puntos suspensivos para estos casos…

      • Oye, ¡pues puede que tengas razón!… igual vi lo que vi, porque había leído lo que había leído…
        Yo soy “pro puntos suspensivos”… ¿eso significa que no me explico bien?… ¡¡¿nunca?!! 😦

    • fvernalte

      Hola, Juana, qué bien que te animes a participar. Uno de los atractivos de la sociedad literaria es comentar un libro con otras personas que lo han leído y debatirlo. Parece que el de abril promete debates interesantes:-)

  12. how many calories in a grapefruit, Great blog! Do you have any helpful hints for aspiring writers? I’m hoping to start my own blog soon but I’m a little lost on everything. Would you propose starting with a free platform like WordPress or go for a paid option? There are so many choices out there that I’m completely overwhelmed .. Any tips? Appreciate it!

Utzi erantzun bat

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Aldatu )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Aldatu )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Aldatu )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Aldatu )

Connecting to %s

%d bloggers like this: